Ajedrez Encarnaceno
Artículos Originales para Jugadores de Club

La Dama Cazada

febrero 19, 2016

Cuando uno recuerda sus primeros pasos en el ajedrez, uno de los consejos que hemos recibido es cuidar la dama en la fase inicial de la partida. Todos recordamos cuando en la película “Buscando a Bobby Fischer”, el entrenador Bruce Pandolfini se esmeraba por eliminar esa mala costumbre de su pupilo Josh Waitzkin.

Sucede que como principiante, uno se entusiasma con las posibilidades de ataque que brinda tan poderosa pieza, y así es como en las partidas de novatos es normal ver a la doncella paseando por todo el tablero, buscando comer inocentes peones, mientras el rival aprovecha para desarrollar todas sus piezas menores con sucesivas amenazas. El mate del pastor es el primer intento de ataque que todo ajedrecista quiere realizar, y normalmente es la razón por la que alguien te enseña a jugar, por el placer de darte tan elemental mate.

A medida que avanzamos, somos más cuidadosos, pero a veces creemos que dominamos la técnica lo suficiente para saber cuándo podemos obviar las reglas de desarrollo para obtener ventaja material o de posición. Sin embargo, en todas las situaciones estos paseos de dama deben ser bien evaluados, y así es como vemos que jugadores experimentados y de gran fuerza cometen errores fatales.

Así es como en una nota sobre la Bundesliga, aparecida en el portal ChessBase, se analiza la siguiente posición, de la partida Loxine–Meier, luego de la jugada 26 del blanco:

 

La dama blanca se ha aventurado profundamente en campo enemigo, y ahora se encuentra con la jugada 26…Da8, quitándole casillas de escape. La partida siguió con 27.Rg2 Tc8 28.Dd7 Tc6, y ante la imposibilidad de evitar la jugada Cb6, el blanco abandonó.

Esta partida desató mi curiosidad, y me puse a ver otras partidas del mismo campeonato, donde encontré otras dos “miniaturas”, en donde el tema fue de la dama sin escape. En la primera, el fuerte GM georgiano Mikheil Mchedlishvili se enfrentaba al MI alemán Ilja Schneider, este último jugador se extendió demasiado en su afán de jugar activamente, y resultó severamente castigado.

En la otra partida se enfrentaban el GM sueco Emanuel Berg contra el MF alemán Arne Jochens. La previa de la partida es interesante, ya que Berg es un reconocido experto en defensa francesa, apertura que no es habitual en el repertorio del alemán. Previendo una preparación, Berg se desvía de los caminos habituales, pero igual se ingenia para darle problemas a su rival en plena apertura.

Este artículo corresponde a la categoría Apertura. Clasificado según los tags .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *